Anuncios

Los Tres Mitos sobre la Tragedia del Challenger



El 28 de enero se cumplieron 23 años desde la gran tragedia del Challenger, segundo transbordador de la NASA en entrar en servicio. Su décimo vuelo fue fatídico, donde sus siete tripulantes perdieron la vida 73 segundos después del despegue. En el cual existen 3 mitos que se pueden desmentir.

El motivo del accidente: unas simples juntas que debían proporcionar estanqueidad de los cohetes aceleradores. Provocó una fuga de gas que perforó el depósito principal, que terminó envuelto en llamas. El Challenger se desintegró al estar expuesto a un vuelo supersónico incontrolado. Años después, hace precisamente cinco años y un día (semana histórica fatídica para la NASA), otro transbordador, sel Columbia, se destruyó durante la reentrada a la atmósfera terrestre.

En aquel accidente falleció Christa Mc Auliffe, primera miembro del programa profesores en el espacio. El problema fue una mala gestión técnica, una mala gestión en la ingenieria. Tras el accidente del Challenger no se realizó ningún vuelo espacial de un transbordador hasta dos años después, y, en 1992, se construyó el Endeavour como sustituo del malogrado Challenger.

¿Pero, qué ocurrió, o qué no ocurrió en ese fatídico accidente?

Mito Nº1: El Challenger explotó

En realidad, el transbordador en sí no explotó. Aunque desde abajo todo parecía una gran explosión, el fenómeno fue mucho más complicado.

El tanque de combustible externo colapsó, liberando todo su hidrógeno líquido y otras sustancias líquidas.Las sustancias se mezclaron y provocaron una gran bola de fuego. El transbordador seguía intacto, aunque inestable.

Finalmente se liberó, y sin el tanque perdió la estabilidad frente a las fuerzas aerodinámicas. La cola y el motor principal se rompieron, las alas también, y después todos los elementos se fueron separando en cadena. Fue más bien una “desintegración”.

Mito Nº2: La tripulación murió instantáneamente

Esto, lamentablemente, es falso. Al no haber una explosión, los 7 tripulantes del Challenger permanecieron con vida (aunque no se sabe si conscientes) hasta el momento en que el módulo en el que iban impactó en el Atlántico.

Algunos aseguran que podrían seguir con vida luego de que la nave se estrellara contra el mar. Sus cuerpos fueron hallados sin vida, atrapados dentro del módulo, probablemente afectados por la diferencia de presión a la que se expusieron.

Mito Nº3: Los astronautas podrían haberse salvado

Una de las principales críticas que se le hizo a la NASA tras el accidente del Challenger, fue no haber incluido sillas eyectables, como la de los aviones de caza, para los astronautas de los transbordadores. Se aseguraba que las vidas de la tripulación podría haberse salvado con esta inclusión.

Si bien existe, ahora, un sistema de eyección, este no puede desplegarse en cualquier momento, deben darse algunas condiciones. La órbita debe ser horizontal, y se debe mantener un vuelo estable a determinada velocidad y altura. En la situación del Challenger, hubiera sido totalmente inútil.


Anuncios

Una respuesta

  1. Es esta tambi n una de las condiciones necesarias para que el CI tenga validez, aunque como se trata de una caracter stica ps quica del paciente, resulta a veces muy dif cil de evaluar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: